Un año del Criterio Técnico 104/2021

Hace poco más de un año se publicaba el Criterio Técnico 104/2021 sobre riesgos psicosociales en el se establece la necesidad de ocuparnos de los riesgos psicosociales a los que podamos estar expuestos en nuestro puesto de trabajo, pero nos hemos preguntado o nos hemos parado a pensar como estamos un año después….

Es cierto que nos encontramos en un momento de cambio en el que la esfera entre lo personal y lo profesional se difumina, el puesto de trabajo supone un autoaprendizaje continuo y la frontera entre formación y trabajo ha desaparecido, las nuevas generaciones se acercan al mundo laboral con una intención diferente a la de generaciones anteriores lo que supone que el talento sea cada vez mas exigente con el proyecto profesional y desaparece el puesto de trabajo tanto nominal como físico al que estábamos acostumbrados convirtiéndose el lugar de trabajo en un espacio para compartir y co-crear.

Existe una mayor concienciación por parte de las empresas de la importancia de la prevención de los riesgos psicosociales y las consecuencias de los mismos debido a que:

  • Los problemas de salud mental son la segunda causa de bajas médicas en el ámbito laboral después de los trastornos musculo-esqueléticos.
  • Las consecuencias secundarias de la mala salud mental cuesta a los empleadores 2.000$ por empleado al año (absentismo, presentismo, abandono, rotación innecesaria, etc….)
  • Existe un mayor numero de sentencias en la que una enfermedad se cataloga como AT.

Por todo ello, nos encontramos en el Time to market para la gestión psicosocial, el momento es AHORA, y el CT nos va ayudar a alinearnos, a establecer directrices acerca de como tienen que gestionar los riesgos psicosociales. Entre otros puntos recoge como se tiene que llevar a cabo el proceso de Evaluación de Riesgos Psicosociales estableciendo que:

  • Tiene que intervenir la dirección de la empresa
  • Se tiene que garantizar la consulta de los trabajadores
  • Deberá incluir todos los puestos de trabajo, incluso que los desempeñados por ETT
  • Los técnicos que realicen las ERP deberán tener la capacitación técnica establecida en el Art. 34 RSP (Técnico Superior de PRL con la Especialidad de Psicosociología Aplicada).
  • Utilizar diferentes fuentes de recogida de información (Objetivas/Subjetivas)
  • Garantizar la confidencialidad a lo largo de todo el proceso de ERP
  • Segmentar la plantilla en diferentes unidades de análisis con el fin de llegar al detalle de los riesgos psicosociales de los diferentes colectivos existentes en la empresa (genero, edad, antigüedad, área, puesto, etc…).
  • Utilización de técnicas cuantitativas, cualitativas y/o complementarias.
  • Para PYMES utilización de métodos simplificados.

Como consecuencia de todo lo indicado, la tendencia para la gestión de los riesgos psicosociales implica:

  • Ser proactivos, anticiparnos a llevar a cabo la gestión de los riesgos psicosociales, no esperemos a que aparezcan las consecuencias de la exposición para actuar, ¡hagámoslo antes!
  • Pensamiento estratégico, no busquemos acciones puntuales, pensemos en un plan de acción en el que las medidas preventivas se lleven a cabo siguiendo un plan estratégico que nos ayuden a conseguir los objetivos propuestos.

En los procesos de diagnostico van a intervenir diferentes áreas de la empresa no siendo la gestión de los riesgos psicosociales una actuación propia y exclusiva de las áreas de salud mental.

Artículo elaborado por Mayte López, Coordinadora del área de diagnóstico psicosocial de Affor Health.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.